14 julio, 2010

La roja pecadora

Me cuentan que algunos ultracatólicos  están muy molestos porque la selección española, la roja, durante la fiesta de ayer con la afición, que es lo mismo que decir, con toda España, utilizaron un lenguaje blasfemo (en concreto, Hostias) en sus intervenciones con el público asistente a los actos festivos. Pero que están más molestos aún porque no le han llevado la Copa del Mundo a la Patrona de España, como hacen algunos clubs de fútbol locales. En fin. Lo siento por ellos, creo que es mezclar churras con merinas. Pero no dirán nada. O sí. Yo creo que no, que no tendrán valentía de decirlo de una manera oficial. Pero a más de uno se le escapará. Lástima que el pulpo no acierte estas veleidades eclesiásticas.

No hay comentarios: