13 julio, 2009

Falta de tacto



La semana pasada, la Alcaldesa de Jerez y Secretaria General del PSOE de Jerez, recibía con todos los honores que merece, al nuevo Obispo de Jerez. Mientras, algunos católicos de la diócesis se encargaban de mandar por correo electrónico, un mensaje en el que se ponía a nuestra compañera Bibiana Aído, ministra de Igualdad, y por ende, a todos y todas las militantes del partido como nazis.
Se referían al tema del aborto, que no voy a volver a analizar ahora. Ya sabéis de mi postura contraria al aborto, y de lo que pienso de las personas que no quieren legislar sobre este asunto y de los que ahora están en contra del aborto, y cuando existía el mismo número de abortos durante los gobiernos del Partido Popular callaban, ante eso y ante los niños que morían en la guerra de Irak, por poner un ejemplo.
El Obispo de Jerez deberá tener cuidado con estas cosas, sobre todo por cuestión de protocolo. Es recién llegado y ha de enterarse todavía de las cosas que pasan en el Jerez profundo. Pero no debe permitir que mientras la Alcaldesa -socialista- le tiende la mano, personas a su mando se dediquen a insultarnos a los socialistas, llamándonos nazis.
Más bien estas personas deberían explicarle al Obispo las cuestiones que suceden en Jerez.
Como la que ocurrió el sábado pasado, cuando más de treinta personas realizaban un acto de oración con el grupo de cristianos homosexuales, bisexuales y transexuales de Jerez. Que le expliquen por qué este grupo se tiene que reunir en secreto. Con personas que tienen miedo a perder el trabajo o sencillamente a que les llamen maricones o bolleras por la calle en tono despectivo. Por personas católicas y creyentes que tienen miedo a ser discriminadas y apartadas de sus labores en la Iglesia. Que lo expliquen. Porque esto también tiene un parecido con lo que ocurría en la Alemania Nazi. O con lo que le ocurría a los primeros cristianos que tenían que esconderse en las catacumbas huyendo de Nerón.

6 comentarios:

Jose dijo...

Alfonso, no te conozco mucho, pero me sorprende lo que escribes en tu blog, cuando tu luego, sin pudor ninguno, escribes en el blog del cura LLora, una de las peronas más homófobas que he visto en este pais.

La verdad no lo esperaba en un socialista.

Alfonso dijo...

Precisamente le escribo, para que vea que hay cristianos que no somos homófobos como él, y para dejarle claro, que siendo tan homófobo es un mucho incongruente publicando su blog en una empresa que cerró el desfile del orgullo gay.
A estas gentes homófobas católicas no hay que contestarle, sólo con la crítica, sino los que somos cristianos como ellos, hacerles ver que están en plena contradicción con el Evangelio de Cristo.
Entiendo que no me has entendido cuando escribí en el blog.

SOMMER dijo...

¿Cuándo llegará el día en el que todos podamos ser libres?. Mientras la iglesia siga teniendo tanto poder como hoy tiene (en contra de lo que muchos piensan), nuestra querida España seguirá siendo retrógrada y homófoba.

Abrazos Alfonso.

Satie dijo...

No, si este, lo que se dice buen pie no ha tenido,

belijerez dijo...

Mientras politicas y jerarquia eclesial sean poderos todo seguirá igual de mal, claro.
Jesús servía a los más debiles, comía con borrachos y con putas, liberaba a los presos, y demás todo por anunciarles el REINO DE DIOS.
Los poderosos vengan de donde vengan no están nunca de parte de los debiles, sino que lo demuestren. Cuando digo débiles digo pobres, digo marginados.

civilis dijo...

Nos hacen falta mensaje cortos y claros: La iglesia debe pagar el IBI como todo hijo de vecino. Y el impuesto de sociedades como todo dios. Una vez empiecen a pagar, hablamos del resto.

(Me parece estupenda tu reflexión)
Saludos