20 enero, 2009

Apariciones marianas

El Vaticano creará una comisión para estudiar las apariciones.


Ya lo dijo sin rodeos Benedicto XVI este verano en el santuario de Lourdes: «Cristo no es médico». Juan Pablo II, de carácter más místico, tenía debilidad por las apariciones marianas y, sobre todo, una relación personal con Fátima. Porque en esa festividad, el 13 de mayo, sufrió un atentado y años más tarde aseguró que era eso lo que predecía el famoso tercer secreto. Sin embargo, como se sabe, Ratzinger tiene otro estilo. No le va nada el colorín y lo milagrero. Así que, como en otros campos, se avecina una moderación de excesos. Fuente.





María salió con lágrimas en los ojos de la Sala de Audiencia. No le habían hecho caso, y por ahora, perdía la custodia de su hijo.

Por el pasillo, acertó a ver público en la calle que la insultaba. Por ser mujer. Por ser madre soltera. Por ser lesbiana.
María entro en el baño, se lavó la cara y miró al espejo. Pudo reconocer en aquél rostro apenado, la carita de aquella muchacha de Nazaret.
Sonrió y miró al frente. ¿Hasta cuando - se preguntó - tendré que vestirme de luces otra vez y parar el Sol para que puedan volver a reconocerme? ¿Qué les pasa a estos hombres del siglo XXI, a estos especialistas en Mí, que todavía, después de dos mil años, no han sido capaces de ver mis apariciones en el prójimo?






7 comentarios:

P Vázquez "ORIENTADOR" dijo...

Pienso que la Virgen siempre se le aparece a los pobres, a los niños y a algunos "espabilaos" que ven negocio y turismo. Creo que se le debería aparecer a los banqueros y empresarios y les diga que la pobreza, la de los demás, es pecado...pecado mortal

Laura dijo...

Pues porque en el siglo XXI creo que en lugar de progresar, vamos hacia atrás como el cangrejo...y que estamos volviendo al medievo pero al oscurantismo del medievo, no a la grandeza de los hombres y mujeres que iniciaron el Renacimiento.

Herodes de la Bética dijo...

Respecto a lo primero, viendo a Ratzinger, es que no me extraña un pelo. Tema apariciones: eso es cómo todo: o te lo crees o no te lo crees. El problema es el tema económico, y todo lo que mueve. No me imagino Lourdes o Fátima, sin sus tiendas alrededor.
Un fuerte abrazo.

Viviana y Sofia dijo...

No entiendo a este Papa... creo que hace mucho para que la gente se aleje de la Iglesia...

Tengo hace rato un texto dando vueltas en mi cabeza sobre este tema... con tiempo lo voy a redactar y a subir en mi blog.

Besos desde Cancun

cynthia dijo...

Leo tu texto y me quedo pensando....


besotes muchos..

Mundo Animal. dijo...

.\_/
\(")/ Buenas tardesssss
-(_) te dejo un abrazo y mis
/(_)\ deseos de que termines genial esta semana.

Hasta pronto Christian¡¡¡¡¡¡¡¡

Rukaegos dijo...

De apariciones marianas mejor no opino, ufff: por mi Cantabria tuvimos un amago en los 60 y mi abuelo fue comisionado por el Obispado como probado hombre de fe para emitir una opinión cualificada sobre el fenómeno ... Desde entonces, el nombre de mi abuelo, que es el mío también, aparece "maldito" en toda las páginas q siguen apoyando la veracidad de las apariciones en San Sebastián de Garabandal.

Jajaja, casi que me imagino a mi abuelo (que tenía un carácterrrrrr) bastón en ristre gritando a las niñas videntes: "Canallas, decid la verdad o arderéis en el infierno" ...