27 noviembre, 2008

Gritos en la madrugada.



Imagínate. Es de noche. Fuera, hiela. Las cuatro de la mañana. El día, ha sido duro. Mucho estrés en el trabajo. Mucha actividad en las asociaciones a las que perteneces, donde inviertes tú tiempo libre. Luego la casa: que si hacer de cocinar, que si limpiar, et... y llega la noche. Tu cama. Ese refugio perfecto. Donde descansas. Te estiras. Cierras los ojos. Y duermes. Ese sueño reparador que te cuesta conciliar. Hasta que entras en la fase profunda. ¿Fase REM? ¿Esa en la que sueñas?
A saber que sorpresa te depararán los sueños esta noche.
Te pueden traer besos imposibles. O amigos de la infancia mezclados con la gente de hoy. La solución de algunos problemas. Monstruos temibles que eres capaz de vencer como un héroe. Estás ahí. Entre sueños. A las cuatro de la mañana. La ciudad y tú, duermen.
Entonces... quien duerme contigo se despierta sobresaltado. Grita. ¡QUE PASA QUE PASA QUE PASA! Te coge por los hombros y te zamarrean. Despiertas de golpe, y en un segundo tienes que analizar: si se ha caído alguien en tu casa. Si está temblando la tierra. Si ha caído un meteorito. Si te has dormido conduciendo.

No te da tiempo a pensar nada. Sólo que estás en peligro de muerte. De pronto el silencio. Quien te acompaña dice: uf, que sueño y sigue durmiendo tan panchamente. Y tú, sin voz, con el corazón a 220 pulsaciones con minuto, temblando. Sujetando los esfínteres para que no estallen, piensas: Pesadilla. . Y ya los ojos como platos hasta las seis y cuarto de la mañana, que te levantas para ir a trabajar. Aggh. Todo el día nervioso.

Por la tarde, a la farmacia. Me ponga cuarto y mitad de valeriana, un sobre de hierba luisa, tres paquetes de tila, y una poquita de agua de azahar.

Luego dirá Angie que ocurren cosas raras. Raras. ¿Y esto? ¿Esto no es una pesadilla? A saber qué te sobresalta e intenta matarte del susto por las noches.


Por cierto. Hoy la volví a ver. ¿A quién? A ella.

11 comentarios:

Nacho G.Hontoria dijo...

Alfonso, el misterioso mundo de los sueños nunca se sabe por dónde va a salir. Unas noches son sueños fabulosos, otras son húmedos y otras les da por ser tenebrosos. No sería la primera vez que despertara a mis padres por empezar a gritar como si me estuvieran matando y luego de llamarme a ver qué me pasaba yo seguir durmiendo tan pancho arropadito entre el edredón. Por cierto, que es la 1.24, y después de hablar sobre la Espe, me voy a dormir, a ver si tengo dulces sueños o, por el contrario sueño con la Espe y tengo pesadillas.
Un abrazo

Agata dijo...

Ains...Yo me alegré mucho de volver a verte.Además me gusta cuando vas tan bien acompañado.Aunque una no iba "divina de la muerte"...Og.

Laura dijo...

Pobrecito mío...vaya susto...jajja...me ha hecho mucha gracia eso de "pongame cuarto y mitad de valeriana" jjajajj....
por cierto he escuchado -shala la la lá- el himno de Ágata y estoy que me caigo por el suelo de la risa jajjajj...

Agata dijo...

Madredelamorhermoso...Tú no sabes la de gente que se está pasando por mi casa y que ha escuchado de nuevo el himno.Tú no sabes la de efectos secundarios que van a tener.¿Tú no sabes que se me había olvidado ya la letra?PUES AHORA YA NO PUEDO QUITARLA DE MI CABEZAAAAAAAA.Og qué amigo tengo.Sha la la lá...Juro que te busco un himno como Agata que me llamo.Tevacagar.

Thiago dijo...

Bueno, es una putada, claro. Pero el que tiene pesadillas no puede pensar en ser la pesadilla del otro. ¡Qué le va a hacer! pero claro a ti ya te dio el dia, pobriñoooo!

Bezos.

lichazul...elisa dijo...

la hierba luisa me gusta con té
a la hora de las 5 ó 6 de la tarde

pero la verdad es que las pesadillas no son algo que me quite el sueño
me gusta seguirlas y sobretodo doblarles la mano:-)
es una forma de controlar los temores en forma inconciente

cosa que descubrí cuando por años soñaba que caía porque alguien me empujaba hacia un acantilado
puede revertir y salvar la situación y nunca más esa pesadilla volvió a mí.

desde el fin del mundo
saludos de paz

cynthia dijo...

uyyyyyyy si padezco de esas pesadillas.. va no mias sino de los otros .. mis hijos.. todos salieron al padre.... hablan de noche.. gritan... a veces no se quien me vuelve mas loca, si mis sueños o los de ellos. jajaj ya aprendi a vivir con esto.. jajaj son parte de mis noches.
Tengo cada historia que cuando las cuento en familia es inevitables las rizas.. menos yo que soy las que las padezco a diario jaja.. pero me lo tomo con humor porque los amo.. y no me queda otra jajaja

Mi cariño para ti.

amigoplantas dijo...

Es una experiencia muy humana (creo yo)

Alfonso dijo...

Muchas gracias por vuestros comentarios, y bienvenidos a los nuevos visitantes.
Aunque aquí hablo de una pesadilla adyacente... yo también las sufro, y de las malas eh, que le pregunten a mi pobre padre, que una vez le dió una taquicardia cuando le grité en el oído ¡QUE ME MUEROOOOOO! jjjjj

Agata dijo...

Esto...¿no te vas a pasar hoy a verme?jejejeje.

pati dijo...

Cómo me he reído imaginando tu cara mientras quien duerme contigo se queda dormidito como si na' jajajjaja

Yo pesadillas no suelo tener, pero sí me pasa que mientras voy cogiendo el sueñecito digo/veo cosas incoherentes... un día hasta vi a mi madre con su coche (un Ka) y se lo dije a mi acompañante con una seriedad que asustaba jajajjaja

Voy a ver quién es ella y a seguir leyendo más arriba ;)

Saludos, Alfonso :)