28 septiembre, 2008

¡Qué grande es el cine!

Hubo un tiempo que en Jerez, los cines tenían porteros de uniforme gris. En que cuando llegabas de la calle, mirabas al escaparate de la magia, y veías en grandes fotos en color, pegadas en paneles, lo que luego te haría soñar en la pantalla. Hubo un tiempo en que en los kioskos jerezanos se vendían los recortes de las películas, que nosotros, los niños veíamos con unos pequeños visores.
Hubo un tiempo en que la gente era más honrada y no intentaba timarte haciéndote creer que una bolsa de palomitas era como un lingote de oro.
Hubo un tiempo en que eran mi padre y mi madre quienes me llevaban de la mano, y no el markenting cinematográfico.
Hubo un tiempo en que los perfumenes de los ambientadores de los cines jerezanos formaban parte de las bandas sonoras de la película.
Hubo un tiempo en que la ciudad, los domingos por la tarde era un peregrinar de gente con un único fin: soñar con tiburones, con espadas láser o con la historia de amor que nunca tuvimos.
Se nos van poco a poco las estrellas que dieron color y vida a las pantallas curvadas, que se escondían tras las largas cortinas rojas. Los cines, hace tiempo que se fueron.
Hoy, no queda ya nada. Sólo salas donde te tienes que poner un cinturón de seguridad para no caerte de boca por la pendiente y donde hueles a mantequilla con grasa de palmera en vez del ruido de las chocolatinas o los kikos, las palomitas no explotadas de los pobres.
Hoy todo eso no existe. Se nos van. Se va Paul Newman, se han ido tantos.

Pero con la alegría que tuve al ver estos días a una de mis actrices favoritas, Meryl Streep, en San Sebastián, cierro los ojos, y vuelvo a salir de la mano de mi madre y mi padre, de la casa de mi tía Juana, andando por El Carmen, Avenida del Amontillado abajo, cargadito de chucherias de la tienda de mi tía Loli, hasta llegar a ese cruce donde la gente en fila me indicaba que la función en la Calle Lealas, estaba a punto de comenzar.
A pesar de todo, podemos seguir diciendo, seguir sintiendo que... ¡Qué grande es el cine!
Os dejo un vídeo con una selección de bandas sonoras de películas por John Williams... yo me quedo con la banda sonora de Memorias de Africa ... ¿y tú?

8 comentarios:

César dijo...

Alfonso, ¡está genial el video...!!! para mí las bandas sonoras que marcaron época son las de Psicosis ,Star Wars, Rocky, El padrino, ET...wow...difícil elegir una sola. Un abrazo

Laura dijo...

Me quedo con todas, me quedo con todas, que quedo con todas...¿sábes que yo colecciono bandas sonoras? ¡todas! ¡Todas!
Genial. El recuerdo maravilloso, la banda sonora que le has agregado fantástica...
me encanta, me encanta, me encanta...
Lo de Paul Newman nos ha dejado un poco transtornados a todos ¿no?

Alfonso dijo...

Verdad, César, que es muy difícil elegir... Y lo de Paul, Laura, pues es verdad, otra estrella más que se apaga, y no sé si será por eso de que cualquier tiempo pasado fue mejor, pero es que hoy, no sé, le falta a Hollywood ese glamour, esas estrellas tan buenas como ha tenido. Hoy no las hay, salvo Joaquin Phoenix claro, aunque ahí soy totalmente parcial jjjj

Laura dijo...

Jajjaja...que a mi también me encanta el Joaquinito! jajjaj...

Angie dijo...

magníficas todas estas bandas! yo tampoco sabría con cuál quedarme...!

Agata dijo...

A mí me emociona mucho la de Cinema Paradiso.

Alfonso dijo...

Laura, ¿COMO QUÉ JUAQUINITO? ese es mío, yo le vi antes, quítamelo, sí eres capaz jjjjjj

Angie, es dificil elegir, y Agata, unn, Cinema paradiso no la tengo ahora en la memoria, pero últimamente me da por poner en el programa de astronomía... Gladiator, Now are free, o como se diga uuuuffff

Agata dijo...

Esta es mi escena favorita de Cinema Paradiso.Los besos.
http://www.youtube.com/watch?v=wEFugVbzsSo