24 noviembre, 2007

¡Protesto!


Pues sí, protesto y ENERGICAMENTE. Resulta que estaba yo aquí tranquilamente, relajado, trabajando en mi blog y han lanzado un petardo - o bomba - que ha sacado el grito del susto a todo el barrio. No conozco la legislación, no sé si está permitido o no . Pero lo que sé es QUE NO HAY DERECHO. Nos sobresaltan y hacen daño, sobre todo a niños y ancianos. Prometo ponerme en contacto con la autoridad que lleve esto y enterarme. Y plantarle batalla a estos energúmenos y a los que los venden. Lo siento, pero no los soporto.

1 comentario:

Agata dijo...

Haces muy bien.No sé si están prohibido venderlos a menores,pero debería.Se pueden quedar ciegos o sin dedos en las manos si les explotan en las manos.Qué locura...¿Dónde están los padres?