22 noviembre, 2007

Ley de Educación de Andalucía


Cándida Martínez, Consejera de Educación.

La mayoría de los problemas de la sociedad se resuelven con Educación, Educación, Educación... por ello, esto es muy bueno para los andaluces y las andaluzas.

El Parlamento ha aprobado la Ley de Educación de Andalucía (LEA), la primera norma de ámbito autonómico que regulará el sistema educativo en la comunidad. Andalucía ha sido la primera autonomía en desarrollar su propia ley en el marco de las competencias que le otorga la Ley Orgánica de Educación (LOE), lo que le permite establecer sus propios objetivos educativos y las medidas para alcanzarlos. Todos los grupos parlamentarios, salvo el PP, respaldaron la nueva norma, que entrará en vigor tras su publicación en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía.

La Ley fija como principales objetivos favorecer el éxito escolar del alumnado e incrementar las tasas de escolarización en las enseñanzas postobligatorias (Bachillerato y Formación Profesional). Para mejorar los rendimientos académicos, se reforzarán las materias de Lengua, Matemáticas e Idioma extranjero, ampliando sus horarios lectivos semanales, y se generalizará el uso de las tecnologías de la información y la comunicación en el proceso de enseñanza-aprendizaje.

Asimismo, se implantarán nuevos programas de refuerzo y apoyo lectivo en horario de tarde para los alumnos que no alcancen los objetivos académicos previstos, además de Planes de Diversificación Curricular a partir de 3º de ESO y Programas de Cualificación Profesional Inicial para facilitar el acceso al Graduado en Secundaria, titulación básica del sistema educativo.

Además de regular la organización del sistema educativo y la programación general de las enseñanzas, la norma otorga rango legal a la oferta de servicios fuera del horario lectivo (aula matinal, comedor y actividades extraescolares) del Plan de Apoyo a las Familias, que se extenderá hasta llegar a los 2.300 centros públicos, lo que implica satisfacer la totalidad de la demanda. Asimismo, la ley extiende las ayudas económicas para financiar estos servicios al alumnado de los centros concertados en idénticos términos y cuantías a las establecidas para el sistema público.

También se dota de cobertura legal el programa de gratuidad de libros de texto que actualmente beneficia al alumnado de Primaria y de 1º y 3º de ESO, y que a partir del próximo curso escolar cubrirá toda la enseñanza obligatoria, es decir, entre los 6 y los 16 años de edad.

Memoria económica

La LEA consigna una inversión adicional de 1.175 millones de euros en materia de enseñanza, lo que supondrá que el presupuesto de educación no universitaria se incremente en más de un 36% en el periodo 2008-2012. La memoria económica de la ley reserva la partida más importante a la ampliación de las plantillas de los centros; concretamente, se incorporarán 15.019 maestros y profesores hasta el año 2012.

El incremento de personal docente permitirá desarrollar iniciativas como la reducción del número de alumnos en las aulas, de 25 a 20 en los colegios y de 30 a 25 en los institutos, de los centros que presenten problemas de tipo sociocultural; organizar desdobles de alumnos en las clases de Lengua, Matemáticas e Idiomas, y el adelanto de la Lengua extranjera al último curso de la Educación Infantil.

Además del aumento de maestros y profesores en todos los niveles educativos, la LEA establece incentivos económicos ligados al alcance de objetivos académicos previamente establecidos por el centro. Por su parte, se duplicará el complemento específico que perciben los directores y se potenciará la función tutorial del profesorado.

Por otra parte, las dotaciones de personal de los centros se incrementarán con más profesionales de apoyo a la gestión administrativa de colegios e institutos, así como la dotación de ordenanzas en los institutos de Secundaria y se incrementará el número de auxiliares administrativos en los centros de Secundaria y enseñanzas de régimen especial (Conservatorios, Escuelas oficiales de Idiomas, Escuelas Superiores de Arte Dramático y Escuelas de Arte).

El personal de atención educativa complementaria también aumentará con la dotación de más intérpretes de lengua de signos para el alumnado con discapacidad auditiva, educadores sociales para el desarrollo de funciones relacionadas con la mejora de la convivencia escolar y monitores de educación especial.

Autonomía de los centros

Respecto al funcionamiento de los centros, las principales medidas previstas en la LEA se dirigen a reforzar y ampliar su autonomía pedagógica y organizativa. Tal y como se viene ejecutando desde el presente curso escolar, los colegios e institutos podrán gestionar directamente la adquisición de bienes y la contratación de obras, servicios y suministros de material. También dispondrán de competencias para la gestión de sustituciones y podrán establecer requisitos, en determinados puestos docentes, respecto a la especialización y capacitación profesional.

Concretamente, el presupuesto de la LEA consigna partidas por un importe de 141 millones para inversiones en los centros que permitirán, por un lado, incrementar en un 45% la financiación de los gastos de funcionamiento de los centros públicos.

Asimismo, se aumentará la dotación de equipamiento informático de los centros con el objetivo de que en 2012 la red de Centros TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación) llegue a la totalidad de colegios e institutos, que dispondrán de un ordenador por cada dos alumnos. Otro de los programas que recibirá un impulso importante en este periodo será el Plan de Plurilingüimo que alcanzará al 50% de los centros públicos, con un total de 1.200 colegios e institutos.

No hay comentarios: